domingo, 7 de febrero de 2010

Movie # 77 El otro lado de la cama (2004)

Debo decir que me picó la curiosidad por este film cuando leí en una crítica que tildaban a Les Chanson d’amour (musical hermoso, ácido, y recomendable si los hay) como un mero plagio de la película española llamada “El otro lado de la cama”.

Photobucket

En principio diré que la historia de “enredos de cama y corazones enredados” no la inventó un español en el 2004, ni eso de ponerle canciones de pop a sus personajes. Tenemos a Woody allen en “Todos Dicen te quiero” por nombrar alguien reciente, y ni hablar o de Jacques Demy. Entonces no podemos hablar de plagio de nada.
Les chansons es un drama musical, antes que una comedia, si tiene ciertas partes “cómicas” pero trata sobre como el protagonista pasa de un trio que se desbarranca a superar la viudez, con sólo 25 años y gracias a un bretón rubiecito.
El otro lado de la cama es sobre amigos que se engañan mutuamente con las respectivas parejas de cada uno. Tiene, enredos y canciones con buenas puestas en escena (danza contemporánea incluida) pero difiere del tono de Les Chanson. Aunque ambas comparten la ironía en relación a las relaciones de pareja, y cierta desfachatez, que en los franceses es elegante pero en los españoles resulta un poco burda.
Las puestas de cámara en Les chansons son intimistas, juega con los personajes que juegan porque son jóvenes y tienen todo el tiempo del mundo ¿o no?

El otro lado de la cama es una comedía romántica musical, Paz vega, Natala Verbeke, Ernersto Alterio y Guillermo Toledo actúan y hacen mas que llevable esta película que me gustó bastante (incluso pese a que me resistía a verla, porque bueno, me resisto a la música en español, sobre todo al pop melódico) pero sin embargo no creo que sea tan original como para que algún crítico español quisiera crucificar a Honoré por no admitir que conocía el musical ese, y que se copió. Me parece que si uno se limita a ver las influencias se pierde en ver el valor artístico y el universo que constituye un film en si.

Sin dudas el crítico español no podía ver más allá de sus narices patrióticas y territorialitas. Algo que me molestó muchísimo (y se que apuntaba al efecto cómico del film) era la frase “todos los seres humanos son bi-sexuales, lo dice la ciencia” (el chiste funcionaba como argumento sobre si una lo engañaba con el ex -novio gay que se “volvió” hetero de nuevo, o si la otra lo engañaba con su amiga lesbiana, que si era lesbiana o no, cuando en verdad los amigos eran los respectivos amantes de sus parejas) Me molestó porque sonaba “soez”, tenia un trasfondo retrógrada, y era como cantito aprendido para justificar, pero que de verdad los personajes no creen que sea así, y todo el trasfondo machista es simplemente intolerable. No culpo a España ni a los españoles, supongo que todavía a alguno les queda algo “del caudillo” encima que no pueden evitar por más que pretendan ser “open-minded”.
“Les chansons d amour” si es “Open-minded” y como suelo decir esta más allá del bien y del mal, pues uno no siente que ninguna línea de diálogo o trama tenga un dejo de discriminación o cierta aversión de fondo respecto a la sexualidad o la elección sexual de los personajes. Otro ejemplo que se me viene a la mente es Todd Haynes, en “Velvet Goldmine” y por que no “The rocky horror Picture show” que es de 1970 pero está más evolucionada que “El otro lado de la cama” en ciertos aspectos (y las canciones son mejores)
Para rematar el asunto traigo conmigo a Pedro Almodóvar co-terraneo del director de este film, Emilio Martínez Lázaro, y digo que “Tacones lejanos”  "La mala educación” o hasta “Kika” resultan más evolucionados que este film; que tampoco pretende ser nada profundo ni demasiado complejo. (y con algunas propuestas musicales y puestas en escena mas interesantes que todas las que se ven en este film también)

En resumen, “El otro lado de la cama” es una comedia musical más, y “Les chansons d` amour” es poesía, pero tampoco puedo decir que mis gustos personales y mi fanatismo que bordea la obsesión respecto a Louis Garrel no influyan en la elección. El otro lado de la cama la puede ver cualquiera que no le molesten los musicales y resulta mas que divertida, Les chansons, ya diría que no es para todos pues, por mas divertida, irónica, llena de emociones y genial que sea, tiene barreras que se ve todavía muchos no están dispuestos a tolerar pese a que nos encontremos en el siglo XXI, les gusten los musicales o no.

Esto no es todo por hoy porque tengo alguna que otra entrada más!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias amante del séptimo arte por comentar en mi blog!