domingo, 30 de mayo de 2010

Movie # 187: A single Man (2009)

Living in the past is my future

Desde que me enteré que Tom ford iba a dirigir un film, en el que iban a estar Colin Firth y Jullianne Moore me dije "no se como resultará, pero definitivamente  tengo que ver esto" y acá me encuentro escribiendo al respecto bastante tiempo después...

Creo que la frase que podría definir el espiritu  visual del film sería la que dice Colin Firth mientras encarna al Profesor Falconer: "no quiero vivir en un mundo sin  tiempos para sentimentalismos" y es que creo esa es la ideología de Tom Ford  cuando dirige este film, al tomarse todo el tiempo del mundo en examinar los detalles  de los cuerpos, las ropas y las acciones en cámara lenta que le interesa remarcar.



Existe una verdadera genialidad detrás de todo esto y es que indudablemente, Tom Ford tiene esa visión del mundo. Sin ser un film "fashionista", recae en una perfección y una poética irrisoria en el embellecimiento  y la pulcritud de sus imágenes. No son los sesenta de Estados Unidos, son los sesenta de Tom Ford y este hombre soltero  que perdió a su pareja en un accidente de autos. Sin la negatividad que ello implica, Ford hace de su film  una sucesión de publicidades de perfume, la opera prima de un diseñador de modas experto en embellecer a las personas y con una sensibilidad mas que impecable para concebir una especie de cine haute cotuore, en donde hasta la gente cuando se emborracha es indescriptiblemente atractiva (Personalmente quería agarrar el recogido de Julianne Moore y  despeinarlo un poco). La Dirección de fotografía  de Eduard Grau es impresionante, el uso  y abuso que hace en el manejo de los retoques secundarios de color marcan la diferencia entre una opera prima más y algo interesante de ver.

Lo cierto  es que Collin será el protagonista de todo (Debo admitir que extrañaba esas cosas  que hacen de Collin Firth Mr. Darcy) pero son los dos jóvenes británicos los que hacen de este film algo más soportable de ver y aportan un poco (palabra clave "poco") de sentimientos humanos a tanta alienación poética y patética (por momentos) del día del señor Falconer. Mathew Goode como "pareja difunta en el recuerdo de Collin, tiene algo mas natural y espontáneo (no nada de espontaneo, esta todo cuidadosamente planeado y diseñado por Tom Ford) frente a  la visión mas cerrada y reprimida de Collin Firth. Finalmente  es el veinteañero de Nicolas Hoult el  que te hace decir, indudablemente a este chico le hizo mal compartir departamento y tiempo de Pantalla con Hugh Grant en About a Boy, porque de nene simpático y excéntrico, creció y se convirtió en el monstruo que se ve en plano detalles durante el film de Ford.
Ninguna "juventud drogadicta" de los sesenta lució como lo hace Nicholas Hoult en A single man. (Bronceado artificial mediante) y si bien  no es nada fácil compartir pantalla con Colin Firth, creo que se le  puede augurar   muy buen futuro al "british boy".

Lo gracioso es que no se podía tener un reparto mas lleno de británicos para un film que transcurre en Los Angeles... de nuevo Los  Angeles by Tom Ford. Los Sesenta by Tom Ford y Un hombre Soltero by Tom Ford.

Esto es todo por hoy amantes del septimo arte!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias amante del séptimo arte por comentar en mi blog!