sábado, 24 de julio de 2010

Movie # 240: Hotaru no haka (1988) "The grave of the fireflies"

La tumba de las Luciernagas.


Dir: Isao Takahata

Uno sabe  que con  un título así no se va a encontrar algo demasiado alegre. Pero a los 17 minutos yo no podía tolerar el nivel de drama de todo esto y me encontraba llorando como una margarita, pensando como soportaria la siguiente  hora y diez que me quedaba por ver.  Rezando por que a estos chicos se les apareciera un Totoro y un autobús con forma de Gato para aligerarles un poco la vida, pero no nada.

Dos hermanitos  huérfanos tratando de sobrevivir en medio de la segunda guerra mundial. Basado en una autobiografía y si me preguntan mas terrible que Alemania año cero o Roma Cita aperta ( y que la hueca/planeada para que llores/ Lista de Shindler) Acá no hay buenos ni malos, aca solo hay victimas  y lo  peor  es que acá sólo estan las perspectivas de los niños protagonitas,  que hacen todavía todo mucho mas terrible de lo que es. Animada y todo es una de las peores (por terrible) y mas lacrimógenas historia de guerra jamás contada.

Definitivamente recordaba el dialogo inicial de Resnais en Hiroshima Mon amour "vos no viste Hiroshima" y me decia a mi misma: no no vi, evidentemente tuve la suerte de no vivir una guerra , pero no puedo dejar de llorar con esta película japonesa del ... Sobre todo cuando comenzas un film con la frase en off con la que el director decide comenzar este relato, en otras palabras, empezar por final y desde el principio como espectador, sabes que esto no va a ser nada fácil, no va a haber un totoro al final del camino que los ayude, y que esos pobres nenes tienen una sola salida de todo eso, de ahora en mas, durante una hora y veintiocho minutos, todo es cuesta abajo. (en ese aspecto  me recordo al film de Resnais "Muriel", por lo que  lei acerca de él)

Es el animé mas melodramático que recuerde haber visto, y veré en toda mi vida. (si creían que Toy story tres era para llorar por favor no vean esto) Con una música inolvidable ( y tan lacrimógena como el resto del film) en una historia tan humana que asusta, aunque esté dibujada. Y taaan triste que no puedo dejar de  llorar, incluso mientras escribo este post. Golpe bajo tras golpe bajo, de esos que no te podes reponer, porque incluso toda alegria que comienza a dibujarse es cortada con la muerte, las bombas y la tragedía. Acá no sale agua de las cámaras de gas como en "la lista de Schindler", acá hay un melodrama del bueno y aunque odie las películas "de guerra" no puedo dejar de sacarme el sombrero con films como este que no se centran en la tropa, el conflicto y los ataques sino en las pobres personas  que viven en medio de todo  esas otras cosas  que a Hollywood le encanta remarcar. A quien le importa el heroismo y la tropa  cuando  el heroismo depende a cuantos tipos mates, apretando un botón.

Hacía bastante (casi desde Rosellini en Roma Citá aperta, y Alemania año cero) que nadie me muestra que los niños también sufren y mueren por culpa de la guerra. Y lo cierto es que no tengo paralelismo  para compararlo con otro film de animación que haya visto. En cierta manera, sólo para decir queson opuestos complementarios puedo traer acolación  a "Mi vecino Totoro" uno mas cercano a la historia de Disney, de que cuando los chicos la pasan mal, siempre hay algo de mágia en el universo para ayudarlos en sus travesías, el otro, todo lo contrario. No hay  alegrias que duren en este mundo, sólo tragedias, y la fantástica animación de Ghibli, la orquestación fabulosa y el divino diseño de los personajes, hacen que todo resulte mucho peor, de esos films que te dejan un nudo en la garganta, pero que valen la  pena conocer y ver que existen. La guerra no sólo  es la de los "ganadores", y la memoría del mundo es algo insoportable, le diría Resnais a Takahata.

Esto  no es todo por hoy amantes del septimo arte!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias amante del séptimo arte por comentar en mi blog!